martes, 23 de agosto de 2016

Guía de Hoi An (Vietnam) para mochileros. Qué ver, cómo llegar, dónde dormir y comer.

| ¡Sé el primero en comentar!

Si se hiciese un ranking con las ciudades más bonitas de Vietnam, muy probablemente Hoi An ocuparía el primer lugar. 

Así de sencillo. 




El Ancient Town o Casco Antiguo de Hoi An, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, conserva casi íntegramente el aspecto que tenía antes de la Guerra de Vietnam, algo de lo que, desafortunadamente, no puede presumir casi ninguna otra gran ciudad.




Con el conflicto bélico descargando toda su fuerza contra la vecina ciudad de Hue, los daños en Hoi An fueron escasos. 




Por ello, hoy en día, pasear por las callecitas del centro histórico es como dar un salto al pasado. 




La ciudad de Hoi An está enclavada en la costa centro de Vietnam. Su ubicación, junto al mar, el encanto de su Casco Antiguo y el animado ambiente que se respira, hacen de Hoi An un lugar ideal para pasar unos días, para vivirlo bien. 




Eso es lo que hicimos. Cuando en el resto de Vietnam pasamos horas y horas en los autobuses, decidimos hacer de Hoi An nuestra casa vietnamita, disfrutando durante casi una semana de sus calles y sus gentes. 




Nuestra visita coincidió, además, con una semana de celebración por la fraternidad entre la ciudad de Hoi An y el pueblo de Japón, forjada durante la Guerra. 




La semana que pasamos en Hoi An pasó entre eventos y celebraciones, culminados por la Hoi An Lantern Festival que tuvo lugar durante nuestra última noche en la ciudad. 


Clase de caligrafía japonesa a la que asistimos


La Hoi An Lantern Festival es una celebración mensual, coincidiendo la noche de luna llena, en el que los ciudadanos se acercan hasta el río Hoai a dejar sus deseos en forma de velas flotantes, haciendo del río un lugar absolutamente mágico. 




Nosotros no quisimos ser menos y nos acercamos hasta el río, pero nuestras velas no tenían forma de deseo sino de agradecimiento, porque justo ese día se cumplía medio año desde el inicio de nuestro viaje.






Qué ver en Hoi An

Hoi An es una ciudad para disfrutar con calma. Sin embargo, si dispones de poco tiempo para estar en la ciudad, esto es lo que no te deberías perder.




Ancient Town

El Casco Antiguo de Hoi An es, seguramente, el más bonito de todo Vietnam. Pasear por sus calles, rodeadas por los preciosos edificios coloniales con su característico color amarillo, que aún conservan todo su esplendor, es todo un lujo terrenal. 




Pero lo mejor llega por la noche, cuando las calles se engalanan con cientos de farolillos iluminados que te harán sentir como si estuvieses dentro de un cuento de hadas. 




Las calles del Casco Antiguo se cierran al tráfico motorizado a partir de las 15h, hora a la que la zona se convierte en un oasis de paz y tranquilidad, aislada del caos y el ruido característicos de Vietnam. 




El lugar más pintoresco del centro es el Puente Japonés, un puente que cruza un pequeño canal y que une lo que antiguamente era el barrio chino con el barrio japonés. 





Otro lugar que bien merece una visita es el mercado, separado en dos partes. La interior es el lugar perfecto para comer, ya que encontrarás platos típicos de la ciudad como el Cao Lau y el Mi Quang a precios ridículos. Nuestra parada favorita para comer era la número 050. La parte exterior del mercado se reserva para las paradas de productos frescos como fruta, verduras, carne y pescado, además de algunos puestos con pequeños artículos y souvenirs. 




Junto al mercado principal se encuentra el Mercado de Téxtil, un lugar ideal para comprar ropa barata (y ojo, hecha a medida). Trajes a medida para hombre desde 70$ y vestidos para mujer desde 20$, por lo que si tienes una boda en tu agenda, Hoi An es un lugar perfecto para comprarte la ropa a precios de risa. 




La entrada a las calles del Casco Antiguo es totalmente gratuita, sin necesidad de ningún ticket, aunque hay veces que las mismas mujeres que trabajan en las oficinas turísticas que se encuentran repartidas por la zona intentarán engañarte para que pagues. 




Por lo que sí hay que pagar es por entrar a los pequeños templos y casas coloniales que se reparten por el centro. Hay un ticket que cuesta 150.000 dong por persona y que da acceso a seis de éstos lugares. 





Playa de Hoi An

A unos 5km del centro histórico se encuentran las playas de Hoi An. Aunque difieren bastante del concepto de playa paradisíaca, nunca está de más un bañito para paliar el calor que suele azotar la zona.




Una buena manera de llegar a la playa es en bicicleta. El alquiler de bicis es muuuy barato en Hoi An, o incluso gratuito. Te lo explicamos más adelante.



Campos de arroz

Alrededor de la ciudad se extiende un mar de campos de arroz que bien podría ser infinito. Nuestra visita coincidió, además, con las semanas previas a la cosecha, cuando la planta del arroz tiene un aspecto más verde y vistoso.






Night Market

Justo al otro lado del puente que cruza el río Hoai se monta cada noche un animado mercado nocturno, donde encontrarás puestos de comida, de souvenirs, y sobretodo de farolillos, el símbolo de Hoi An. 




Kim Bong Carpentry Village


Al otro lado del río Hoai se encuentra una calle llena de talleres donde decenas de expertos "esculpen" piezas de madera únicas. 




Si tienes tiempo para visitar bien Hoi An, esta es una visita muy interesante. 


Puerto pesquero cerca de Kim Bong
Para llegar hasta aquí hay un ferry que se toma en el centro de Hoi An, o puedes llegar en bici dando un poco de vuelta. 

Ruinas de My Son

Unos 40km al oeste de Hoi An se encuentra el Santuario de My Son, un conjunto de ruinas de antiguos templo hindúes construidos hace más de 1.000 años. El precio de la entrada es de 100.000 dong por persona, y la mejor manera para llegar, en moto. Otra opción es contratar una excursión desde alguna agencia en Hoi An. 


_

¿Estás buscando un buen seguro de viaje para el Sudeste Asiático? 





_



Puente del Dragón de Fuego de Da Nang


Cada sábado y domingo a las 21h los ciudadanos de la vecina ciudad de Da Nang se concentra alrededor del nuevo puente con forma de dragón con el que cuenta la ciudad. Exactamente a las 21h, el gigante dragón comienza a escupir bolas gigantes de fuego por la boca durante varios minutos. Nosotros finalmente nos fuimos, ya que nos dijeron que tampoco era nada del otro mundo. Está bien como complemento a una excursión de un día a Da Nang.


Cómo llegar a Hoi An

La única forma de llegar directamente a Hoi An es por carretera. Se puede llegar desde cualquier ciudad por las que pasen las líneas de autobús más comunes de Vietnam, desde Ho Chi Minh hasta Hanoi, pasando por Ninh Binh, Phong Nha, Dong Hoi, Hue, Da Nang, Nha Trang, Mui Ne, etc. 




Desde Hue, por ejemplo, el billete cuesta unos 70.000 dong con un trayecto de 4 horas, mientras que desde Nha Trang cuesta 200.000 dong, con un trayecto de 10 horas. 

Si quieres llegar a Hoi An en tren, entonces deberás bajar en la estación de Da Nang, y coger un bus de menos de una hora hasta Hoi An. 


Dónde dormir en Hoi An

Los precios del alojamiento en Hoi An son un poco más altos que en el resto de Vietnam. No es fácil encontrar habitaciones por menos de 10$, así que si te animas a buscar algo por Internet y lo ves bien de precio, no lo dudes, reserva.




Sin embargo, si llegas a la ciudad sin reserva, no te preocupes, ya que hay cientos y cientos de lugares donde quedarse. 

Nosotros nos quedamos en Bougain Villeas Homestay, una casa de una familia que alquila algunas habitaciones. El precio fue de 220.000 dong por noche en habitación doble con aire acondicionado, WiFi y desayuno (increíble desayuno). 




Estuvimos muy a gusto con la familia, que nos dejó bicis gratis durante nuestra estancia ¡e incluso un día nos invitaron a cenar con ellos!






Alojamiento muy recomendable, situado entre el Casco Antiguo y la playa. 


Dónde comer en Hoi An

Al ser una ciudad turística, Hoi An cuenta con una amplísima oferta de restauración. Además, la gastronomía de Hoi An es una de las más ricas de Vietnam, con platos exquisitos. 

Los más típicos son el Cao Lau y el Mi Quang, que podrás degustar en el mercado por 20.000 dong cada plato. ¡Sin duda, nuestro lugar favorito para comer!


Cao Lau

Mi Quang


Otra especialidad de Hoi An son las White Rose, unas dumplings de pasta de arroz rellenas de carne. 




Otro de los puntos con los que Hoi An nos conquistó fue con sus cervezas a 3.000 dong. ¡Sí, como lo oyes! ¡Cañas de cerveza riquísima por solo 0,12€! Puedes imaginar cuál fue nuestra fuente líquida de subsistencia...




Si con todo esto no te hemos convencido para visitar la ciudad de Hoi An, mejor ve y compruébalo por ti mismo.




Y si tienes unos días para pasar tranquilamente en una ciudad vietnamita, nosotros escogeríamos Hoi An sin dudarlo ni un segundo. Porque Hoi An hay que vivirlo. 




Si te ha gustado el artículo puedes dar Me Gusta en nuestra página de Facebook, que tienes justo aquí abajo. ¡Es solo un click y nos harás muuuuuy felices! :)




4.80/5 – 29 
Etiquetas :

_______________________________

Posts Populares

Mas en http://www.trukibook.com/2014/05/colocar-el-cuadro-de-los-me-gusta-en.html#ixzz3hPv9xjku