miércoles, 28 de septiembre de 2016

Naypyidaw, la capital más extraña del mundo

| ¡Sé el primero en comentar!

¿Imaginas una ciudad con un tamaño 6 veces más grande que el de Nueva York con una población 85 veces menor? 

Así es Naypyidaw, la capital de Myanmar, sobre la que se podrían escribir libros enteros con las curiosidades, excentricidades y sinsentidos que llevaron a su creación.




Tras varios años de construcción, en el año 2006 se inauguró la ciudad, momento en el que sustituyó a Yangon como capital del país.

Unos meses antes, un convoy de 1.100 camiones habían recorrido los más de 300 kilómetros que separan Yangon de Naypyidaw, llevándose con ellos 11 ministerios. 

Tanto ajetreo podría estar justificado, sino fuera porque estaba basado en las creencias astrológicas del que fuera el Jefe de la Dictadura Militar que gobernó el país hasta 2011, Than Shwe.



Carreteras de hasta 20 carriles, centros comerciales, campos de golf, zoológico, hoteles de lujo, estadio de fútbol, ... en Naypyidaw se puede encontrar de todo. Excepto gente. 


Una de las pocas zonas residenciales de la ciudad, totalmente vacía


La idea de Than Shwe fue que, en el corto plazo, millones de birmanos dejasen sus pueblos y se desplazasen a vivir a Naypyidaw, donde las condiciones de vida se suponían mucho mejores, y el futuro más prometedor. 

Pero no ha sido así. Hoy en día, la ciudad cuenta con apenas 100.000 habitantes, la mayoría de los cuales son funcionarios del Gobierno y trabajadores dedicados a la construcción. 

Esto la convierte en una especie de ciudad fantasma gigante, en una especie de escenario gigante perfecto para rodar películas apocalípticas o series tipo The Walking Dead


Esta calle pertenece a lo que se supone que es el centro de la capital del país


Qué ver en Naypyidaw

El principal atractivo de la ciudad es su extravagancia. Si nosotros decidimos visitar Naypyidaw no fue, precisamente, por las recomendaciones de la gente local ni de otros viajeros, ya que por aquí no pasa prácticamente ningún turista. 

Pero nos gustaba la idea de visitar un lugar tan particular. Y la verdad es que lo acabamos pasando genial. 


Las vacas campan libremente por delante de los faraónicos hoteles construidos en medio de la nada, sin apenas huéspedes


Lo que más nos impresionó es que no hay calles con edificios, ni avenidas con gente, ni tiendas. Son todo extensos campos y arrozales, y de vez en cuando un edificio aislado (y enorme) aparece en escena. Parece mentira que algo así pueda ser la capital de un país más grande que España, Francia o Alemania. 


La avenida principal de la ciudad, donde se encuentra el lugar desde donde el Presidente observa el desfile de las FFAA


A pesar de su fantasmagórico aspecto, Naypyidaw cuenta con algunos lugares interesantes para visitar:

Uppatasanti Pagoda

De aspecto y tamaño similar al de Shwedagon Pagoda, la principal de Yangon, Uppatasanti Pagoda se asienta en lo alto de una pequeña colina situada en mitad de la nada. El interior de la pagoda es precioso, para nuestro gusto la más bonita de Myanmar. 





Carretera de 20 carriles

Sin duda, el lugar más extraño de la ciudad. Una carretera de 20 carriles, situada en lo que se supone que es el centro de Naypyidaw, por la que apenas circulan coches. Su nombre es Yarza Htarni Road, y es la vía de entrada a la zona de los ministerios. 




Zona de los Ministerios

La apariencia desértica de Naypyidaw contrasta con el tamaño faraónico de algunos de sus Ministerios, como el de Asuntos Exteriores, un complejo de edificios de un tamaño totalmente desproporcionado.




Myoma Market

El centro neurálgico de Naypyidaw. Un pequeño mercado, que bien podría pertenecer a cualquier pueblecito, en el que se concentra prácticamente toda la oferta de tiendas y restauración de la ciudad. Cuando hablamos de "tiendas" y "restauración", nos referimos a "pequeños puestos con algunos productos" y "pequeños puestecitos de comida local". No esperes nada más. 




A pesar de nuestra intensa búsqueda, ¡nos fue imposible encontrar una gota de cerveza en toda la ciudad! 




Justo delante del mercado se encuentra la estación de autobuses de Naypyidaw.


Water Fountain Garden

Un enorme parque que cuenta con un lago en el que cada noche se celebra un espectáculo de agua, luces y música. El precio de la entrada es de 700 kyats por persona. 

Thatta Thattaha Maha Bawdi Pagoda


30 kilómetros al norte de Naypyidaw se encuentra esta enorme réplica del Maha Bohdi Temple, en la India.

Todos estos lugares están situados a kilómetros los unos de los otros, así que deberás moverte en moto o taxi. 


_

¿Estás buscando un seguro de viaje bueno, bonito y barato para Myanmar? 


Cómo llegar a Naypyidaw

Aunque llegar a la capital de un país debería ser lo más sencillo del mundo, no es así en Myanmar. 

Hasta Naypyidaw se puede llegar en bus, tren o avión.



1) Bus. Se puede llegar desde la mayoría de grandes ciudades del país, aunque las frecuencias son muy reducidas (normalmente un bus al día). Nosotros llegamos en bus nocturno desde Yangon por 7.000 kyats cada uno. El bus salió desde Aung Mahar Bus Station a las 20.30h, llegando a Naypyidaw a las 2h de la madrugada. 

Por suerte, el bus nos dejó justo al lado de nuestro hotel, donde fueron muy majos y nos dejaron hacer "very early check-in" gratis. 

La estación de buses está situada enfrente del Myoma Market.




2) Tren. La forma más económica de llegar a Naypyidaw (5.600 kyats por persona en tren nocturno, en clase superior), si no fuera porque la estación "central" de Naypyidaw se encuentra a 25km de distancia del centro (si es que existe un centro), sin transporte público que la una a la ciudad. Un taxi desde la estación a la zona de hoteles cuesta unos 25.000 kyats, así que en total es más barato ir en bus. 

3) Avión. El Naypyidaw International Airport, situado a 16km del centro, está conectado con el de Yangon y otras ciudades birmanas, además de con Bangkok, Kunming y Kuala Lumpur.


Cómo moverse por Naypyidaw

Básicamente hay tres formas de moverse por la ciudad: taxi, moto-taxi (5.000 kyats/hora) o moto alquilada (3.000 kyats/hora). 

Nosotros, elegimos la tercera, ya que es la forma más barata y además permite movernos a nuestro ritmo. Alquilamos la moto en nuestro hotel, ya que en la ciudad no hay ni un solo local de alquiler de motos. 

La ventaja es que Naypyidaw debe ser la única capital del mundo sin atascos de tráfico. ¡Dispondrás de autopistas enteras solo para ti!




Los hoteles están situados a varios kilómetros de las principales atracciones de la ciudad, por lo que es necesario salir desde ellos con transporte y no caminando, porque básicamente, NO HAY NADA CERCA (a parte de varios kilómetros de campos). 


Dónde dormir en Naypyidaw



El poco alojamiento que se encuentra en la ciudad es caro (comparado con el resto de Myanmar) y está situado lejos de todo, aunque la calidad es muy buena. 

Nosotros nos alojamos en The Golden Lake Hotel un pequeño resort donde pagamos 23.000 kyats (unos 17€) por noche en habitación doble, con aire acondicionado, WiFi y desayuno buffet incluido. Fue lo más barato que encontramos y, evidentemente, reservamos con antelación. No se te ocurra llegar a la ciudad sin reserva, ya que los hoteles están situados en medio de la nada y a muchísima distancia los unos de los otros.




Dónde comer en Naypyidaw


Básicamente, la oferta se reduce a Myoma Market, donde encontrarás lugares baratísimos (de lo más barato en Myanmar) y con comida local buenísima. Otra opción, aunque más cara, es comer y/o cenar en el hotel.



¿Y tus amigos, conocen este lugar? ¡Déjalos con la boca abierta compartiéndoles este artículo con los botoncitos de aquí abajo! :)






Etiquetas :

_______________________________

Posts Populares

Mas en http://www.trukibook.com/2014/05/colocar-el-cuadro-de-los-me-gusta-en.html#ixzz3hPv9xjku